ES
Marco der Pole
ul. Sarego 22/3
31-047 Kraków, Polen
tel: +48 12 430 21 17
e-mail: office@marcoderpole.com.pl
Cracovia Viajes

Hejnal, Lajkonik, Szopki, Wianki, Juwenalia, Kopce, Smok, Mascarones, Chakra

Hejnal

Cada hora en La Plaza Mayor, se puede escuchar el Hejnal, tocado por un trompetista desde la torre más alta de la Basílica de Santa María. El Hejnal es un símbolo musical de la ciudad. Según la leyenda la melodía viene desde el siglo XIII, cuando el vigilante de la torre vio a los tataros en la puerta de la ciudad, tocó la melodía para avisar los habitantes. No terminó la melodía porque fue asesinado por los invasores, pero consiguió salvar a la ciudad. Por eso ahora, el trompetista no toca la melodía hasta el final, cortándola bruscamente como el vigilante en la leyenda.

Lajkonik

 

Cada año, 8 días después de Corpus Christi. Una Parada va por las calles de Cracovia, la persona más importante de este desfile es el Lajkonik. Es un personaje, que baila y salta en las calles, vestido en un traje de colores típicos para los tataros y "enganchado" en un caballo de madera. Durante el desfile entra en los bares y cafés, colecta las donaciones y da golpes con su bastón (como símbolo de buena suerte). La Parada se termina en La Plaza Mayor, donde Lajkonik se encuentra con el alcalde de la ciudad y con los habitantes y turistas. Esta tradición viene también de una leyenda que cuenta que el jefe de los remadores locales entró en la ciudad vestido con el traje del Tatar khan, a quien el derrotó. Se puede comprar las miniaturas de Lajkonik en las tiendas turísticas en La Plaza Mayor.

Szopki (belenes)

Szopki de Cracovia son unos modeles entallados (la dimensión varia entre muy pequeños como una cajita de cerillas a muy grandes de mas de 2 metros), que se refieren al nacimiento de Jesús pero también a la tradición y arquitectura de Cracovia. Cada año en diciembre se organiza una competición de Szopki para elegir el modelo más bonito. Las personas que hacen los modelos no son sólo los profesionales sino también los estudiantes, admiradores de este arte único. Szopki están hechos muy precisamente de madera o papel, con muchísimos detalles y decoraciones, a veces tienen unas partes móviles y luminosos. En muchos modelos se puede ver las fachadas en miniaturas de la iglesia de Santa María, La Puerta de San Floryán, el Barbacana o el Castillo de Wawel y otros edificios de la ciudad antigua. Las figuras de Szopki representan las personas más importantes en la historia y vida cultural de Polonia. Los modelos están presentados en La Plaza Mayor al lado del monumento de A. Mickiewicz el primer jueves de diciembre, cuando el jurado elige la Szopka más bonita del año. Todo el año se puede admirar szopki en la exposición en el museo histórico en La Plaza Mayor 35.

Wianki (girlandas)

El festival tiene lugar en la noche más corta del año (23/24 de junio) el día de Juan Baptista. Las chicas jóvenes hacen ese día unas girlandas (coronas) de flores con una vela en el centro. Luego las ponen en el río, la tradición dice que observando el fuego se puede prever el futuro de la persona. La tradición viene de los tiempos páganos y ahora da una oportunidad para disfrutar del primer mes del verano y organizar los conciertos.

 

Juwenalia (el festival de los estudiantes)
Cada año en mayo tiene lugar el festival de los estudiantes de la universidad en Cracovia. Durante estos tres días, los estudiantes son simbólicamente los dueños de las llaves de la ciudad. Los jóvenes organizan paradas en las calles, presentan improvisadas obras teatrales y cantan en las calles. Por las noches hay muchísimos conciertos de todo tipo de música. Estos tres días es un tiempo de bebidas, bailes y mostrando a Cracovia como una verdadera ciudad universitaria.

Los tápices de Wawel
La colección de Wawel consiste de 143 tapices mandados de Flandes por el Rey en el siglo XVI. Estos tapices fueron hechos por los artistas excelentes y ahora son las obras más preciosas de las cámaras reales. La colección está compuesta de 3 series. La primera presenta las historias de la Biblia, la historia del paraíso, el arca de Noe y la construcción de la torre de Babel. La segunda serie presenta los paisajes y la tercera se concentra en la grotescua. Algunos de los tapices son muy grandes de más o menos 45m cuadrados. Esta colección es la tercera de Europa y sin duda vale la pena visitarla.

 

Kopce (los montículos)
Cerca de Cracovia hay muchos montículos artificiales, el más antiguo tiene más de 600 años y fue construido como un sarcófago pagano. El más famoso es el Kosciuszko Montículo, que se puede ver muy bien de la colina de Wawel. La tradición de construir montículos viene de la tradición pagana. La construcción de Kosciuszko montículo empezó en el año 1820 y ahora es un símbolo de la primera insurrección de Tadeusz Kosciuszko. Muchos cracovianos van a los alrededores del montículo para pasear los fines de semana. Después de subir al montículo se puede admirar una vista panorámica de Cracovia. Otro montículo muy importante fue construido para memorizar el gran personaje de la historia polaca el General Jozef Pilsudski.

 

Smok (el dragón)
La leyenda dice que en la cueva cerca del río Vistula vivía un dragón que se comió a una chica joven. Se dice que el fundador de Cracovia llamado Krak, alimentó al dragón con una oveja llena de azufre. Ya que el dragón tenía muchísima sed se bebió toda el agua del río y en consecuencia estallo y los cracovianos pudieron sentirse seguros. Ahora se puede visitar la cueva sin ningún temor.
En la entrada de la cueva está la escultura del dragón, que durante los meses calientes
lanza el fuego.

Mascarones

Mascarones son las formas de cabezas humanas que decoran los edificios de la ciudad antigua. Los más famosos son los de Sukiennice. También se usa estas formas para decorar los nuevos edificios. Fueron el símbolo arquitectónico de Cracovia en el año 2000 cuando Cracovia fue nombrada la Capital Cultural de Europa.

Chakra (la piedra mágica)

Los turistas que visitan el castillo de Wawel ser sorprenden por ver un grupo de gente en el patio reunidos cerca de uno de los rincones del castillo. No son sólo turistas sino también los habitantes de Cracovia. Están aquí porque en este lugar se encuentra la piedra mágica llamada Chakra. Se dice que la piedra tiene una energía positiva para la gente. Los científicos admiten que el campo magnético aquí es muy fuerte. Muchísimos habitantes creen que el chakra, tiene la influenza positiva y que gracias a ella Cracovia tuvo suerte y no fue destruida durante muchísimas guerras que hubo en Polonia.